DACA cumple 9 años sin acuerdo bipartidista

(FILES) In this file photo Deferred Action for Childhood Arrivals (DACA) demonstrators stand outside the US Supreme Court in Washington, DC, on June 15, 2020. - The US will accept no new applications for protection for "Dreamers," young migrants who arrived illegally in the US as minors, a senior official said on July 28, 2020. However those who already have a permit under the program may renew it for a year, the official told reporters under condition of anonymity.In 2017 President Donald Trump tried to cancel the program called Deferred Action for Childhood Arrivals, which protected so-called Dreamers from deportation and allowed them to work and study in America. (Photo by JIM WATSON / AFP) (Photo by JIM WATSON/AFP via Getty Images)

Rubén Cohetzaltitla, Diana Hernandez y Leydy Rangel son algunos de los 780,000 ‘dreamers’ que han evitado la deportación y han logrado continuar sus estudios y trabajar, gracias a que hace nueve años el presidente Barack Obama creó la Acción Diferida para los Llegados en la Infancia (DACA).
Sin embargo, estos inmigrantes que fueron traídos por sus padres a Estados Unidos a temprana edad deben renovar sus permisos cada dos años, lo que implica invertir tiempo y dinero, en medio de la promesa de congresistas por aprobar una reforma migratoria que les permita el camino a la ciudadanía.
Rubén expresó que, aunque DACA le proporciona “cierta certeza”, sigue el temor a perder la protección, lo cual podría terminar con una decisión del Congreso. Él y su familia son granjeros en el estado de Washington.
Diana y Leydy incluso fueron parte del grupo selecto de seis ‘dreamers’ que se reunió en la Casa Blanca con el presidente Joe Biden, quien ha expresado su respaldo para otorgar la ciudadanía. El mandatario expresó su intención a representantes y senadores durante su primer discurso, al pedirles que aprobaran “al menos” la protección a estos inmigrantes.
Aunque los demócratas tienen mayoría en el Congreso, ésta es mínima, lo que obliga a un acuerdo bipartidista con 10 republicanos seguros de votar a favor de la Ley de Sueño y Promesa (American Dream and Promise Act), la cual ya fue aprobada en la Cámara de Representantes y espera su turno en el Senado, donde no hay consenso.
De este modo, los ‘dreamers’ llegan a un aniversario más del programa creado por Obama que les dio cierta protección, con poca certeza de una reforma migratoria, aunque con esperanza de que este año la situación cambie.
“El Senado tiene un camino que podría lograr la legalización para estos grupos, ‘dreamers’, trabajadores agrícolas y portadores de TPS, y eso sería utilizando la estrategia de 51 votos o el proceso de Reconciliación”, dijo Rangel en un foro organizado por la Fundación UFW, que defiende a trabajadores agrícolas.