EEUU SANCIONA HIJO DEL PRESIDENTE DE NICARAGUA

Estados Unidos impuso este jueves sanciones contra Rafael Antonio Ortega Murillo, el hijo mayor del presidente de Nicaragua, Daniel Ortega, por presunta corrupción y lavado de dinero para financiar el gobierno de su padre.

El Departamento del Tesoro informó en un comunicado que las sanciones incluyen a tres empresas que Ortega Murillo posee o controla: Distribuidor Nicaragüense de Petróleo S.A. (DNP), Inversiones Zanzíbar, S.A y Servicio de Protección y Vigilancia, S.A.

«Rafael Ortega es el gerente clave del dinero detrás de los esquemas ilícitos de la familia Ortega. El Tesoro está apuntando a Rafael y a las compañías que posee y usa para lavar dinero para apuntalar al régimen de Ortega a expensas del pueblo nicaragüense», precisó el secretario del Tesoro, Steven T. Mnuchin, en el comunicado.

De acuerdo con el Departamento del Tesoro, Rafael Ortega posee o controla Inversiones Zanzíbar, empresa a la que transfiere las ganancias procedentes de la compañía Distribuidor Nicaragüense de Petróleo. Esa firma, DPN, es utilizada como una empresa de fachada para evadir las sanciones que ya había impuesto Washington en contra del gobierno de Ortega.

«A inicios de 2019, Rafael Ortega diversificó los holdings financieros de los Ortega comprando estaciones de gasolina bajo nombres de fachada antes de las anticipadas sanciones en contra del regimen», agregó el Tesoro.

Asimismo, el Tesoro aseguró que la empresa Servicio de Protección y Vigilancia ha obtenido contratos millonarios del gobierno de su padre o para brindar seguridad a la familia Ortega.