Refugiados tendrán que recorrer 350 millas por México para ir a corte de asilo

El gobierno del presidente Donald Trump puso otro obstáculo a los solicitantes de asilo en Estados Unidos al comenzar este jueves a enviarlos a Nogales, Sonora, una ciudad ubicada a 350 millas de distancia de la frontera de Ciudad Juárez-El Paso, donde serán programadas sus citas con el juez de inmigración.

La medida es parte del programa ‘Remain in México’ o Protocolos de Protección de Migrantes (MPP) que hasta esta semana trasladaba a los refugiados centroamericanos que llegaban a la frontera de Nogales, Arizona, hacia El Paso, Texas, para que de ahí cruzaran a Ciudad Juárez, México, a esperar su audiencia de asilo.

Ahora los refugiados deberán trasladarse por su cuenta por las peligrosas carreteras de México. El recorrido de Nogales a Juárez es de aproximadamente 350 millas, un viaje por carretera de entre 7 y 8 horas que atraviesa por la región donde en noviembre en 2019 nueve miembros de la familia LeBarón fueron ejecutados a balazos en un enfrentamiento de dos cárteles de la droga rivales.

Ver artículo completo AQUÍ