Un trago amargo de fin de año para siete indocumentados empleados de Trump

Un viñedo propiedad del presidente Donald Trump despidió a siete inmigrantes indocumentados que trabajaban en sus campos de cultivo, pero lo hizo hasta después de que terminó la temporada de cosecha de la uva, reportó el periódico Washington Post.

La compañía Trump Winery, con sede en Charlottesville, Virginia, es administrada por Eric Trump, hijo del presidente, refiere el diario.

El despido de estos trabajadores ocurre a casi un año de que otras empresas de Trump hicieran lo mismo al revelarse que múltiples empresas del presidente tenían a indocumentados en su nómina.

Dos de los trabajadores afectados dijeron al Washington Post que la compañía esperó a que terminara la temporada de cosecha para echarlos, ya que durante el otoño hay bastante trabajo.

En los meses de octubre, noviembre y diciembre los campesinos suelen trabajar 60 horas a la semana y jornadas nocturnas para cosechar la uva con la que se elaboran el vino, pero en el invierno hay menos trabajo, según dijeron los trabajadores.

“No tomaron esta decisión durante el verano porque nos necesitaban”, dijo Omar Miranda, uno de los siete despedidos y quien trabajó por una década para la empresa de Trump.

Ver artículo completo AQUÍ