Insomnio, ¿qué hacer?

Los trastornos del sueño son un grupo numerosas patologías con una alta prevalencia en la población general. No solo afectan la cantidad y la calidad del sueño, sino que impactan distintas funciones psíquicas y corporales, lo que ocasiona que el desempeño en el día sea inferior al esperado.

El insomnio para ser más preciso, mentalmente nos trae problemas de atención, concentración, memoria, disminuye el aprendizaje, ocasiona enlentecimiento en los procesos mentales, caída en el rendimiento académico y laboral. Nos hace más intolerantes, irritables y disminuye nuestra capacidad para tomar decisiones. Todo esto afecta nuestra interacción con el mundo y las personas.

Físicamente, el insomnio se relaciona con un aumento en el riesgo de obesidad, diabetes, hipertensión arterial, y cardiopatías. Nos predispone a accidentes de tránsito y laborales.

Dentro de estos trastornos, el más frecuente es el insomnio primario o falta de sueño que se da por más de un mes. En el insomnio primario, existe dificultad para mantener o conciliar el sueño, lo que provoca malestar.

Ver artículo completo AQUÍ