La sangre y la piel de una mujer se tornaron de color azul, ¿cuál fue la causa? ¿Cómo puede ocurrir?

Una mujer de 25 años se presentó en la sala de emergencias de un hospital de Rhode Island por tener la sangre –y toda la piel– azul. Y no, su historia no tiene nada que ver con la realeza.

“Estoy débil y azul”, dijo al médico tratante Otis Warren, quien relató lo ocurrido en una presentación del caso en la publicación New England Journal of Medicine.

La paciente había usado benzocaína, un anestésico tópico para el dolor de dientes la noche anterior.

Estaba cianótica, un término médico que describe la tonalidad azul que adquiere la piel debido a una insuficiencia en la oxigenación de la sangre. En su caso, los niveles de oxígeno –aunque bajos en 88%– no eran tan escasos como para explicar su apariencia. Tampoco presentaba dificultad respiratoria.

Ver artículo completo AQUÍ