¿Qué pasa si uno come un alimento que tiene moho?

No tienes que dejar durante días restos de comida en un traste para “crear vida”. Puedes ver que una fruta de piel delgada y sin cortar empieza a generar moho estando afuera e incluso dentro del refrigerador.

El moho son hongos que pueden presentar diferente coloración y apariencia, gris en un embutido, puntos verdes y peludos en el pan, polvo blanco en el queso “Cheddar” y puntos cremosos del tamaño de una moneda en las frutas y pueden aparecer hasta en las gelatinas.

Los hongos se encuentran prácticamente en todo el medio ambiente y pueden ser detectados, tanto en los interiores como en exteriores. Su crecimiento se ve favorecido en condiciones cálidas y húmedas.

En el interior, el moho puede encontrarse donde los niveles de humedad son elevados. Por ello tu cocina y tu refrigerador no libran de ellos.

Ver artículo completo AQUÍ